La mujer escribe y eso es lo que importa










16 de septiembre de 2010

Jeanette Winterson, 3 fragmentos 3

Audrey Kawasaki








Cuando digo: ‘Te seré fiel’, estoy dibujando un espacio tranquilo más allá del alcance de otros deseos. Nadie puede legislar el amor; no se le pueden dar órdenes ni engatusarlo para que esté a nuestro servicio. El amor se pertenece a sí mismo, y es sordo a las súplicas y se mantiene inconmocionado por la violencia.
El amor no es algo que podamos negociar. El amor es la única cosa más fuerte que el deseo, y la única verdadera razón para resistir la tentación [...]. El matrimonio es la herramienta más débil contra el deseo. De la misma manera se podría utilizar un rifle de aire comprimido contra una pitón.




Cómo deseé ser aquella inocente pieza de acero inoxidable cuando se llevó la cucharada de sopa a los labios. Habría cambiado toda la sangre de mi cuerpo por medio litro de caldo vegetal. Déjame ser un taco de zanahoria o un fideo para que me metas en tu boca. Tuve envidia del panecillo. 
La miré partir y untar cada trocito con mantequilla, empaparlo lentamente en el tazón, dejar que se volviera grueso y grávido, que se hundiese bajo el peso rojo oscuro y que resucitara al glorioso placer de sus dientes.


Las patatas, el apio, los tomates, todo había pasado por sus manos. Cuando me tomé la sopa la filtré para saborear su piel. Había estado allí, debía quedar algo de ella. La encontraría en el aceite y las cebollas, la detectaría a través del ajo. Sabía que había escupido en la sartén para ver si el aceite estaba a punto. Es un viejo truco, todos los chefs lo hacen, o lo hacían. Y supe, cuando le pregunté qué había en la sopa, que había suprimido el ingrediente fundamental. Te saborearé, aunque sea a través de tu cocina.




Jeanette Winterson 
(Manchester, Inglaterra, 1959) 
de  Escrito en el cuerpo / Written on the body, 1992
su WEB

5 comentarios:

Say dijo...

Me gusta Jeanette Winterson. Su libro "Fruta prohibida" también está muy bien. "Escrito en el cuerpo" me encantó.

La ilustración te confirmo que sí. Es de Audrey Kawasaki.

Un abrazo

Maia dijo...

Qué hermoso!.
En el pasado he soñado con ser libro para que uno de los hombres que amé me tuviera entre sus manos. Te quiero mucho,

emmagunst dijo...

Say, recién ayer descubrí a Jeanette, así que todo es nuevo para mí (de ella)...veremos qué se encuentra en las librerías de acá. Beso!!!


Maia, amiga! sos un libro...y ya te tomaron...te quiero!!!

emmagunst dijo...

Say! gracias por sacarme la duda de la autoría del dibujo!!! (sos muy observadora)

PÁJARO DE CHINA dijo...

amamos la indomesticable libertad de Jeannete Winterson (alguien que puede bautizar a un libro "sexing the cherry" ...). tu red atrapasueños no deja pez iluminado sin atrapar (por un instante, después lo dejás ir, fosforescente y nadando).

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...