La mujer escribe y eso es lo que importa










7 de septiembre de 2010

Pilar Pallarés, Perdóname el dolor, a veces

s/d del autor



Enero, 1980

Perdóname el dolor, a veces,*
perdóname la tristeza casi siempre
y la soledad
(es así como llamo a tu ausencia).
Perdóname el silencio
y las palabras
ahora.
Perdóname la alegría si te tengo
un poco,
los encuentros, los versos,
mi pobre vida.
Perdóname la esperanza
todavía
(la tomo sin dármela
y la asumo como único alimento).
Perdóname que hable
                               que calle
                               que respire
pero nunca que te ame.
Condena mi amor, castígame por él,
quiero el infierno por patria y aposento,
que los días me torturen y conozca la fatiga,
que tus reproches me vistan de martirio,
tu fúria de sangre.
Maldita y desterrada, te seguiré queriendo
y seré, más que nunca, imperdonable.


Perdóname el dolor, a veces» (Pedro Salinas)


Perdóame a dor, á veces,
perdóame a tristeza case sempre
e a soedade
(é así como chamo a túa ausencia).
Perdóame o silencio
e as palabras
agora.
Perdóame a alegría se te teño
un pouquiño,
os encontros, os versos,
a miña pobre vida.
Perdóame a esperanza
aínda
(tómoa sen que ma des
e asúmoa como único alimento).
Perdóame que fale
que cale
que respire
pero nunca que te ame.
Condena o meu amor, castiga-me por el,
quero o inferno por pátria e aposento,
que os días me torturen e coñezan a fadiga,
que os teus reproches me vistan de martirio,
a túa furia de sangue.
Maldita e desterrada, seguirei-te querendo
e serei, máis que nunca, imperdoável.




Pilar Pallarés 
(A Coruña, España, 1957)
para leer una ENTREVISTA

1 comentario:

emmagunst dijo...

es un increíble poema de Pilar. Que no tenga comentarios no significa nada. Es perfecto para este blog!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...