La mujer escribe y eso es lo que importa










25 de junio de 2011

Amy Hempel, En el refugio animal


Fotografía de Anka Zhuravleva



Cuando ves a una mujer hermosa, sabes que alguien está ya cansado de ella. Eso dicen los hombres. Y yo sé a qué se dedican esas mujeres con esa belleza cansada que alguien ya no desea. Esas mujeres obligadas a vivir como el pino blanco en la alta sierra, allí desde antes del nacimiento de Cristo, nutrido quién sabe cómo por el viento alpino.

Esas mujeres recurren a los animales y se dedican a alisar, día tras día, el pelaje de alguno dentro de una jaula y preguntándole: “¿Cómo está hoy el bebé de mamá? ¿Está el bebé de mamá solo y triste?”

Las mujeres se marchan al final de la jornada y se paran un momento con el encargado para preguntarle: “¿Irán a buenas casas?” Y regresan aproximadamente al día siguiente, y se paran a examinar a un gato tuerto, y preguntan, como si tuvieran intención de adoptarlo: “¿Cómo podría presentarle un nuevo gato a mi perro?”

Pero rara vez se produce una adopción. Lo único que cuenta es que las mujeres tienen a alguien a quien abandonar, dejando atrás a solitarias criaturas que nunca las abandonarían a ellas si les entregaran alguna vez su corazón.




Amy Hempel 
(Chicago, EE.UU., 1951)
de Cuentos completos, Barcelona, Seix Barral, 2009
Traducción de Silvia Barbero 
para leer más en: LUVINA
extraído del blog de Fernando Nombela



14 comentarios:

Antonio dijo...

Sois vos demasiado hermosa. Acariciáis la maldita perfección con delicadeza. Os sigo. No se puede escapar de los sueños. Felicidades por la nonimée, Emma. Mi mano ha escrito esto.

Maia Blank dijo...

Mirá vos....siempre creí que era al revés. Así me gustan los textos: que me rompan los esquemas.
Bien, bien de bien.

emmagunst dijo...

Antonio, gracias. Soy una experta ladrona de textos. Soy espía. Un abrazo.


Maia! Sabía que éste te iba a enganchar (I know you baby!!!)
Te quiero

Maia Blank dijo...

Y a mí me encanta que me conozcas. Yo también te quiero mucho, Emma. Te presiento y me gusta lo que veo.

mónica pía dijo...

...tienen a alguien a quien abandonar... aunque este alguien no las abandonará, transformado en la "quemadura" de Kristeva.

Mis FELICITACIONES por el éxito de Emma Gunst! Me encantó conocer la historia de tus abuelas, sembrando sus semillas en tierra tan fértil!! beso grande

emmagunst dijo...

Está tan claro que a veces uno no entiende ciertos acontecimientos cuando suceden Mónica, como me pasó a esa edad (10 años tenía!) Tal vez este blog termine en unos días, no lo sé. Pero queda una buena base para seguir.
Hay un blog que te recomiendo plenamente:

www.conestebocaenestemundo.blogspot.com

tal vez lo conozcas, es un lujo. Muchas veces recurrí a él. Tuve que alejarme un poco para no querer copiarles todo!

Aka dijo...

Me encantó el extracto, buena elección! Resume en pocas líneas la complejidad de sentimientos escondidos, acciones y deseos no llevados a cabo... en fin esa incomprensión de nosotros mismos que parece más sencilla desde fuera que desde dentro.

felicidades por el reconocimiento del blog.

un abrazo.

:Isza: dijo...

Me ha fascinado Emma! la verdad que me ha tocado hondo este poema... por todo lo que dice, porque habla de animales porque asi le digo yo a mi conejita cuando la saco de la jaula! hayy no se mujer es como que este poema me lee la mente...

Un gran abrazo!

Curiyú dijo...

Mierda! Creo que esas mujeres son mis hermanas! Pero de a de veras eh, mujer alta!

mónica pía dijo...

estuve chusmeando un poco el blog que me recomendaste. Sí, me gustaron los contenidos, y también desde la estética, el color de fondo, la tipografía... está lindo a la vista.

vera eikon dijo...

Oh qué increíble metáfora!! Mujeres que se transforman en árboles, encapaces de alejarse del lugar en el que un día echaron raíces. Aunque este sea agreste, y esté cubierto de nieve, y ya no crezcan ni las malas hierbas. Si al menos se trataran de árboles de hoja caduca, con la llegada del otoño se les caerían las hojas, volando hacia el lugar donde las lleve el viento, para en primavera ser mujer de vestido nuevo, y quizás así un día capaz de desandar sus raíces y elegir la mascota que más la quiera...
Besos

Raul Vargas Chirinos dijo...

Emma querida...¡felicitaciones! por el reconocimiento a tu blog...¡Bien merecido! y que sigan los éxitos. Sobre el texto de Amy Hempel, qué extraña representación de la realidad y sin embargo encierra una verdad...aceptar que nada es para toda la vida, del desprendimiento nace la paz...a veces me siento como un gato, aunque me he vuelto un experto en manejar la soledad...

lobamarino dijo...

Hola emma,te había dejado un mensaje .se perdió en el camino.
Te dejo otro con un beso

Caballero Del Sombrero dijo...

Las mujeres hermosas siempre terminan solas y abrazando la paz perturbadora, dejan la ciudad, tal vez odien los espejos, pintan mandalas, aman las mermeladas caceras, coleccionan libros y jarrones de barro, los recuerdos las enternecen, la soledad abraza la belleza.
Las mujeres hermosas acarician a los perros por esa razón no me canso de mis cuatro patas y mis largas orejas, aunque mas de una vez fui un gato tuerto.
Muy lindos escritos Emma es un placer enorme entrar a tu blog.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...