La mujer escribe y eso es lo que importa










8 de junio de 2011

Denisa Comanescu, Regreso del exilio


"mar de libros viejos"




REGRESO DEL EXILIO

Once años, cuatro meses y diecisiete días.
¿Ha sido un exilio corto?
Esta no es mi agenda de entonces.
He tenido un sinfín.
Unas grandes, en rústica, de tapas doradas,
otras pequeñas, ligeras, en papel biblia.
Por las noches las palpaba a escondidas,
acariciaba sus páginas como membranas.
Cada vez más deprisa, más intensamente,
con ansia insaciable.
Por el día no me atrevía a acercarme a ellas,
como si fueran propiedad ajena.
Tiempo después, las repartí entre los amigos,
para tu nuevo libro de poemas, les decía.
A algunos, según afirmaban, les trajeron suerte.
Y llegaste tú,
después de once años, cuatro meses y diecisiete días.
Por las mañanas, con una luz que parece excluir a la muerte,
llenamos sin miedo, sencilla y naturalmente, membrana tras membrana.
Siempre que paso una página escrita,
Orfeo vuelve la mirada.

(Traducción de  Joaquín Garrigós)


RETURN FROM EXILE

Eleven years, four months and seventeen days.
Was it a short exile?
This is not the same notebook as then.
I've had lots of them.
Some were large, bound in leather, with golden covers,
others small, light, with Bible paper.
I would stealthily touch them at night
stroking their pages like membranes
faster and faster, more and more intense, insatiable.
At day, I would not dare get near them,
as if they were someone else's private property.
After a while, I gave them away to friends?
it's for your new poetry book, I'd tell them.
To some it brought luck, or so they say.
And then you came,
after eleven years, four months and seventeen days.
Mornings, in the light that seems to elude death,
we fearlessly keep filling in, simple and natural, membrane after
membrane.
Each time I turn a full page,
Orpheus turns his eyes away.


(Traducción del rumano de Adrian G. Sablean)





Denisa Comănescu (Buzău, Rumania, 1954)
de Flor de un solo Pétalo/Floarea cu o singura petala2002
para leer  MÁS

5 comentarios:

vera eikon dijo...

Bendito aquel que nos otorga esa "luz que parece excluir la muerte". Creo que no hay modo mejor que llenar "sencilla y naturalmente, membrana tras membrana...". Indudablemente después de ese periodo de exilio, ella es una mujer mucho más sabia...Me encantan estas mujeres tan sabias de la vida!!!
Besos

Meme Vergara dijo...

una agenda con experiencia para compartir, suena generoso, e interesante.

Besos.

Mariela Betania dijo...

Escribis precioso me encanto!


Me gusto mucho el comentario que me dejaste. La Emma que nombraba era Emma Goldman, aunque por supuesto esa libre interpretación y quién te dice bien podrías ser vos.

No, no es egoísmo el mareo, el mundo empieza a girar alrededor de uno y no es que uno lo quiera, pero cuando te das cuenta ya es una sensación inevitable.


Me gusto mucho tu blog. Te sigo yo también.

Un gusto Emma. Otra Emma :)

Ana Muela Sopeña dijo...

Bellísimo poema, Emma.

Te dejo un saludo y un abrazo.

Ana

emmagunst dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...