La mujer escribe y eso es lo que importa










9 de abril de 2012

Ana Wajszczuk, Son todas putas


Fotografía de Rosie Hardy



SON TODAS PUTAS

Ponen avisos en el diario ofreciéndote como mercadería porque sos una puta.
Te secuestran te drogan, te golpean, te prostituyen, tal vez hasta te matan, mientras tu madre pone patas arriba las comisarías, porque sos una puta. (2)
Te asesinan en la frontera de Tijuana porque a nadie le importa, si sos una puta.
Cierran Las Casitas, el barrio prostibulario más grande de la Argentina, para volverlo a abrir por orden [de un juez] federal a los pocos días, porque qué más da, son todas putas.
Te prenden fuego, te clavan ciento y pico de puñaladas, te lo merecés porque sos una puta. (3)
Te mutilan el clítoris a los ocho años porque vas a ser una puta.
Te cortan la pollerita [minifalda] en tevé para que muestres el culo porque sí, porque son todas putas. 
Muerta de hambre, una “Sociedad de Socorros Mutuos” te promete trabajo cruzando el océano y terminás en la Swig Migdal porque aquí o allá, ya eras una puta. (4)
En la guerra te violan del bando enemigo porque es tu merecido: sos una puta. (5)
Te casan de prepo a los doce con un viejo de cincuenta justo antes de que te vuelvas una puta.
Piden una dote por vos, porque algo siempre se paga por una puta.
Te lapidan porque fuiste adúltera: una puta.
Te golpean y te tiran del balcón porque sos una puta.
Decías que no pero querés decir que sí, porque en el fondo, todas son putas.
No te toman la denuncia de violación porque es tu marido, ¿o acaso sos una puta?
Perseguís hombres en las propagandas de desodorantes porque cuando no son obsesivas de la limpieza o madres, para el mundo publicitario son todas putas.
Te violan por provocadora, por puta.
Te gusta cojer [follar], claro, si sos una puta.
Te encanta mostrarte, como a toda puta.
En el fondo no sos lesbiana, si a todas les gusta, porque son todas putas.
Ellos tienen un instinto irrefrenable que deben satisfacer, y vos satisfacés porque sos una puta.
El “oficio más viejo del mundo”, ser una puta.

Una esclava, una mercadería, una “conejita”, una botinera, una actriz, una chica de tapa, una bestia en la cama: una puta.

En la bolsa de gatos de un mundo donde la subordinación sexual de la mujer muta por una cadena de significantes que van del relativismo cultural a la “liberación femenina”, pasando por los lugares comunes más enquistados y recalcitrantes, con el mismo estereotipo de fondo, apenas bastan dos sílabas para ocultar la denigración de todo un género.





 

Ana Wajszczuk 
(Quilmes, Buenos Aires, Argentina, 1975)
Las notas al pie son de María Claudia Cambi, la autora del blog: ACÁ
(1) Ana Wajszczuk es  Licenciada en Ciencias de la Comunicación por la Universidad de Buenos Aires, con especialidad en Periodismo. Es coeditora de la revista de poesía joven latinoamericana Los Amigos de lo Ajeno. Actualmente trabaja como periodista en diversos medios de Costa Rica y Argentina. Ha publicado en poesía Trópico Trip y participado en varias antologías, entre ellas Poesía en la Fisura, Buenos Aires no duerme y Poesía en el subte. En 2001 ganó el tercer premio del concurso Gines García de poesía organizado por la Subsecretaría de Cultura de La Plata, también quedó finalista en la VI edición del concurso de poesía Sor Juana Inés de la Cruz. En el año 2003 ganó el XXII Concurso de Poesía Ciudad de Badajoz, en España, con su poemario El libro de los polacos.

(2) Clara alusión al caso de Marita Verón (secuestrada en 2002 por una red de trata de mujeres con importantes vínculos en las fuerzas de seguridad), cuya madre, Susana Trimarco no ha dejado de luchar por su restitución. En estos momentos se está sustanciando el juicio contra trece imputados en la Cámara Penal de Tucumán (Argentina).

(3) Hace unos 15 años Carolina Aló fue asesinada de 113 puñaladas por su novio Fabián Tablado, quien ya disfruta de salidas transitorias de la cárcel.

(4) La Swig Migdal o Zwi Migdal era una organización mafiosa que controló entre 1906 y 1930 el negocio de la prostitución en Argentina. Las mujeres eran traídas engañadas de las zonas más pobres de Europa del Este, bajo falsas promesas matrimoniales, y terminaban en prostíbulos de Buenos Aires y Rosario. Su jefe era el polaco Noé Trauman, cuyo imperio se desmoronó en 1930 gracias a la denuncia de una de sus ex pupilas, Raquel Liberman.

(5) Yo agrego: también los de tu propio bando.

19 comentarios:

Tani dijo...

Gracias por colgar este poema, imposible salir ilesa de él, imposible que no nos hable mirándonos a los ojos y pase esto, también, que es que no sepa qué decir salvo la voz del mismo poema que se impone. Un abrazo

EMMAGUNST dijo...

Ufff Tani! Andaba buscando otro poema y me encontré con esta crudeza de la que no pude escapar...y acá está. Le agradezco a María Claudia Cambi, que se tomó el trabajo de aclarar los puntos que toca Ana W. !!!

Marcelo dijo...

La puta! (uf...)

San Marcos dijo...

suscribo el comment de marcelo

Luis dijo...

Formar parte, como hombre y como humano, de esa escritura que nos muestra Ana Wajszczuk da asco. Entran ganas de volverse mudito para no entrar en la declinación de la palabra (puta) ni su conjunción verbal (putear). Por cierto, ¿qué significa putear? ¿Ser mal- tratado como puta o ser mal-tratado por una puta? Se pervierte el decir. Cuando de un macho se dice que es un "puta" se le ofrece un plus de peligrosidad y amoralidad que contrasta con la puta hembra que es siempre dominable - como mercancía - y malvada). Da asco la palabra y más oírsela uno en la boca, en una trifulca o en la cima de la impotencia.

La expresión "tratar como puta por rastrojo" siempre me ha parecido el límite de la humillación.

Saludos desde la primavera de la Castilla Profunda y gracias por los poemas.

Maia dijo...

Si te dejo el comentario que se me ocurre, dentro de dos minutos me voy a arrepentir por haberme prostituido (otra vez) a las tentaciones del bajo lenguaje.

el maquinista ciego dijo...

...y pensar que, aunque una viva bien y, aparentemente, no esté inmersa en esta realidad, lo cierto es que así es si lo extrapolamos todo a la generalidad...y paraliza pensarlo...

...porque con que haya una niña en el mundo a la que se le diga-haga-mutile-asesine-etcétera puta, ya a todas se nos dice-hace-mutila-asesina-etcétera putas...

Gracias, Emma, por compartir este poema.

vera eikon dijo...

Aun lo hablábamos el otro día. Continúa existiendo tanta gente, hombres o mujeres, que tienen esa percepción de la mujer. Tantas sociedades y culturas que estipulan esto como "normal", las mujeres como humanos de segunda clase, o moneda de cambio....Un poema duro, pero claro. Besos

:Isza: dijo...

Que fuerte... y que horror que asi sea.
Muy crudo pero muy bueno.


Abrazo!

Noelia Palma dijo...

Decías que no pero querés decir que sí, porque en el fondo, todas son putas.


Te violan por provocadora, por puta.


no comments

Ana Muela Sopeña dijo...

Uffff, un poemazo, crudo, real, sin eufemismos.

Ana

José Antonio Fernández dijo...

Me he ido encogiendo mientras lo leía. Un poema que llega, vaya si llega. Gracias Emma.

El Joven llamado Cuervo dijo...

Asqueroso lugar común de cierta gentuza. Un abrazo.

Halcón peregrino dijo...

Me deja desnuda y sin palabras.

EMMAGUNST dijo...

No sé Luis, no creo estar en condiciones de analizar la acepción de la palabra puta. Sin ir muy lejos creo que todo lo referente a ciertas palabras, sea cual fuese el sentido, dañan, duelen, marcan y son karmáticas. Pero más allá de eso...la realidad, cruda y descarnada, del trato entre los géneros...

Sinuhe, el que es... dijo...

Hola Emma:

Hace unos días pensaba justamente en esta realidad que vivimos, donde es tan patente la miseria del ser humano,y es tan desigual la situación de los géneros que, como hombre, no alcanza con reconocer que lo más bajo nace justamente de mi propio género. No alcanza con sentirme cómplice; y me siento triste por las chicas de mi familia ya que ninguna será inmune a lo que tan crudamente queda expuesto en el poema de Ana Wajszczuk (el poema es casi un paradigma en sí mismo).

Antes de leer esto estaba lidiando con unos versos de un cantor argentino (algo quizás muy ajeno a vos y a lo que estamos habituados a encontrar en la red), me refiero a José Larralde, que escribió esto, refiriéndose puntualmente a quienes han caido en la prostitución, y al sistema, que es parte de lo mismo:

Puntillas de auroras tristes
percal de espuma en el aire,
dolor de saber que existo
cuando termina la tarde,
tristeza de ser apenas
una penumbra que arde
y en la noche mas caliente
helarme, tan solo helarme.

Pocilga de conventillo
guarida des traficantes,
mercados y municipios
cambiando necesidades,
patrón de cobijas pobres
donde se cuaja la carne,
paredes de color sucio
manchadas de tizne y mate.

Donde muere la esperanza
nace otro amor que no late,
al diablo con los azules
que poco suele gustarle,
por cada vez que vomito
ando pisando en el aire,
por cada razón que busco
encuentro necesidades.

Por no saber cuándo es nunca
no tengo nunca ni cuándo,
la misma ley que condena
a veces ata el caballo,
me queda la claridad
de ser percal en el clavo
colgado de la pared
testigo del zafarrancho.

Puntillas de auroras tristes
percal de espuma en el aire,
dolor de saber que existo
cuando termina la tarde,
tristeza de ser apenas
una penumbra que arde
y en la noche mas caliente
helarme, tan solo helarme.

Sinuhe, el que es... dijo...

Hola Emma:

Hace unos días pensaba justamente en esta realidad que vivimos, donde es tan patente la miseria del ser humano,y es tan desigual la situación de los géneros que, como hombre, no alcanza con reconocer que lo más bajo nace justamente de mi propio género. No alcanza con sentirme cómplice; y me siento triste por las chicas de mi familia ya que ninguna será inmune a lo que tan crudamente queda expuesto en el poema de Ana Wajszczuk (el poema es casi un paradigma en sí mismo).

Antes de leer esto estaba lidiando con unos versos de un cantor argentino (algo quizás muy ajeno a vos y a lo que estamos habituados a encontrar en la red), me refiero a José Larralde, que escribió esto, refiriéndose puntualmente a quienes han caido en la prostitución, y al sistema, que es parte de lo mismo:

Puntillas de auroras tristes
percal de espuma en el aire,
dolor de saber que existo
cuando termina la tarde,
tristeza de ser apenas
una penumbra que arde
y en la noche mas caliente
helarme, tan solo helarme.

Pocilga de conventillo
guarida des traficantes,
mercados y municipios
cambiando necesidades,
patrón de cobijas pobres
donde se cuaja la carne,
paredes de color sucio
manchadas de tizne y mate.

Donde muere la esperanza
nace otro amor que no late,
al diablo con los azules
que poco suele gustarle,
por cada vez que vomito
ando pisando en el aire,
por cada razón que busco
encuentro necesidades.

Por no saber cuándo es nunca
no tengo nunca ni cuándo,
la misma ley que condena
a veces ata el caballo,
me queda la claridad
de ser percal en el clavo
colgado de la pared
testigo del zafarrancho.

Puntillas de auroras tristes
percal de espuma en el aire,
dolor de saber que existo
cuando termina la tarde,
tristeza de ser apenas
una penumbra que arde
y en la noche mas caliente
helarme, tan solo helarme.

EMMAGUNST dijo...

Sinuhe...una grata sorpresa, linda por cierto! Mi viejo escuchaba a Larralde, así que he crecido con él.

...tristeza de ser apenas
una penumbra que arde
y en la noche mas caliente
helarme, tan solo helarme...


G R A C I A S

una chica de ojos marrones dijo...

es increible...
no tengo palabras después de leer...

sólo: gracias por compartir... siempre...

besos!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...