La mujer escribe y eso es lo que importa










9 de junio de 2012

Sonia San Román, Un día cualquiera


(*)


UN DÍA CUALQUIERA

Levántate a las 7, lávate la cara,
si te da tiempo, desayuna,
si no, sal pitando a la oficina
como una hormiga más del hormiguero.
Atiende las llamadas, aguanta broncas,
no mandes a la mierda a los clientes,
no mandes a la mierda al encargado,
no mandes a la mierda al jefe.
Ten buena pinta, sé un capullo,
finge ser más tonto que los tontos,
aguanta marea, chupa tinta
y no despegues tus ojos de la pantalla.
No despegues tu oreja del teléfono,
no despegues los dedos del teclado,
no despegues tu culo de la silla
y, en general, no despegues.
No pienses por ti mismo, obedece,
llega puntual y ficha pronto,
sal un par de minutos más tarde
para ser el más pelota de la empresa.
Vuelve a casa hecho un pingajo,
pero un pingajo agradecido,
porque hay muchos que, además, envidian
toda esa mierda que te estás comiendo.




Sonia San Román 
(Villamediana de Iregua, España, 1976)
de La verdadera historia de los hombres, Ed. Eclipsados, 2005
(*) s/d del autor del collage
para leer MÁS
su BLOG

5 comentarios:

Sinuhe, el que es... dijo...

Hola EmmA!!

Ayer, casualmente, estaba renegando de mi rutina, bastante parecida a la descripta en el poema (excepto en lo de tratar de ser el más pelota de la empresa), pero hoy no tuve más remedio que reírme, así que...

Muchas gracias!

(También me ha gustado mucho de las entradas anteriores, pero como sos muy activa, no llego a comentar, aunque trato de leer todo)

Saludos!!

EMMAGUNST dijo...

Sinuhe, esté donde esté, estoy conectada. Así que leo, elijo, guardo. Textos, fotografías.

A Sonia la "veía" en muchos blogs pero no me detenía en ella. Ayer le dediqué unas horas. Y este poema me pareció interesante para empezar a conocerla (desde este espacio, claro. Por que es bastante conocida en su país.)

Y soy muy activa en el blog para que la rutina laboral no termine conmigo!!!

Saludos

Axis dijo...

Tengo rutina, como muchos, pero en el mismo lugar de trabajo me río (cuando el odio no me supera), me divierto, puedo decirle a mi jefe que no tengo ganas de hacer ese trabajo ese día, puedo mandar a cagar solapadamente (por ahora) a más de uno con alguna que otra ironía, puedo ir al pequeño patio y estar junto a unas plantas que he llevado...
En fin, algunas alternativas, para pasar el rato.

Besos a ambos :)

Emma: me encanta el collage, je!

EMMAGUNST dijo...

Pero pareciera que todo junto no es posible, no es cierto? También yo me río, pero no me divierto. La satisfacciones laborales difieren bastante de las de la vida en general. Hay que lidiar con esa ambivalencia. Al menos yo, al menos por ahora...besos Axis!

Leo Mercado dijo...

Yo tomo café con muertos....

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...