La mujer escribe y eso es lo que importa










18 de febrero de 2013

Elisabeth Veiga, Mil veces



Fotografía de Tamara Lichtenstein


MIL VECES

1

Sólo quien ha cicatrizado
muchas veces
guarda
el frasquito de Merthiolate.
Sólo quien ha cicatrizado
en un exorcismo
mil veces
tiene una almohada de pañuelitos
donde la cabeza no sueña.


MIL VEZES

1

Só quem foi cicatrizado
muitas vezes
guarda
o vidrinho de Merthiolate.
Só quem foi cicatrizado
num exorcismo
mil vezes
tem uma fronha de lenços
onde a cabeça mal sonha.




Fotografía de santa.katkute



2

Sólo quien fue despertado
en mitad de la noche
mil veces
por el filo puntiagudo
despierta por despertar,
despierta de par en par
con las puertas dando golpes,
guarda
un remedio de cerrojos.

Sólo quien despierta mil veces
ya no sabe cuándo duerme.


2

Só quem foi acordado
no meio da noite
mil vezes
pelo corte pontiagudo
acorda por acordar,
acorda escancarado
com as portas batendo saltos,
guarda
um remedinho de trincos.

Só quem acorda mil vezes
não sabe mais quando dorme.





Elisabeth Veiga 
(Río de Janeiro, Brasil, 1941)
de Sonata para pandemônioAeroplano/ 
Fundação Biblioteca Nacional, 2002
para leer MÁS
Poemas en portugués extraídos de REVISTA MODO DE USAR
Poemas en castellano extraídos de SUBLEVACIÓN INMÓVIL

12 comentarios:

Amanecer Nocturno dijo...

Ay, ese último verso del segundo!

EMMAGUNST dijo...

Estoy muy contenta de que andes por acá Amanecer!

J.Gomis López dijo...

Esto es un colchón de versos. Aunque no se sepa cuándo se duerme uno...

Besootes!

Jen Salvadó dijo...

Y para los insomnes, siempre nos quedará la poesía.

Un abrazo y preciosa elección

David Mariné dijo...

toma¡¡¡
y en plena noche que lo leo. bufff
abrazo Emma.

EMMAGUNST dijo...

Jen! gracias! y que descanses ;)

EMMAGUNST dijo...

Andá a la cama David!!! es muy tarde para vos! un abrazo

Mundo Aquilante dijo...

SÓLO EL CLAN DE LAS CICATRICES...

Darío dijo...

Delicadísima!

Leo Mercado dijo...

Sólo quien....

Vera Eikon dijo...

Qué manera más encantadora de decir....

Malena dijo...

Lo más triste del que se despierta mil veces es que ya no sueña.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...