La mujer escribe y eso es lo que importa










11 de abril de 2013

Carmen Martín Gaite, Farmacia de guardia


Fotografía de Laura Makabresku


FARMACIA DE GUARDIA

No es Valium ni Orfidal,
no me ha entendido.
Se trata de la fe. Sí: de la fe.
Comprendo que es muy tarde
y no son horas
de andar telefoneando a una
farmacia
con tales quintaesencias.
Lo que yo necesito
para entrar confiada en el vientre
del sueño
es algún específico protector de
la fe.
¿Que le ponga un ejemplo más
concreto?
Pues no sé… Necesito
creerme que este saco
cerrado por la boca
y en cuya superficie
se aprecia la joroba
de envoltorios estáticos
puede volver a abrirse alguna vez
a provocar deseos y sorpresas
bajo la luz del sol y de la luna,
bajo el fervor clemente
de los dioses del mar.
¡Oh, volver a sentir lo que era
eso!
Y ni siquiera necesito tanto
—ya es menos lo que pido—;
simplemente creerme
que un día lo sentí
intempestivamente
cuando más descuidada andaba
de esperarlo,
y supe con certeza
que sí, que se podía,
que un corazón doméstico
cuando al fin se desboca
es porque está latiendo sin
saberlo
desde otro muy cercano.

Ya. Que no tienen nada.
Pues perdone.
Comprendo que es muy tarde
para hacerle perder a usted el
tiempo
con tales quintaesencias.
Ya me lo figuraba.
Buenas noches.




Carmen Martín Gaite 
(Salamanca, 1925 - Madrid, España, 2000)
para leer MÁS

7 comentarios:

José María Souza Costa dijo...

Invitación - E
Soy brasileño.
Pasei acá leendo , y visitando su blog.
También tengo un, sólo que mucho más simple.
Estoy invitando a visitarme, y si es posible seguir juntos por ellos y con ellos. Siempre me gustó escribir, exponer y compartir mis ideas con las personas, independientemente de su clase Social, Creed Religiosa, Orientación Sexual, o la Etnicidad.
A mí, lo que es nuestro interés el intercambio de ideas, y, pensamientos.
Estoy ahí en mi Simpleton espacio, esperando.
Y yo ya estoy siguiendo tu blog.
Fortaleza, la Paz, Amistad y felicidad
para ti, un abrazo desde Brasil.
http://josemariacostaescreveu.blogspot.com


Vera Eikon dijo...

La fe. De vez en cuando hay que darle cuerda, como al corazón...Abrazo

Maia L.B. dijo...

Me encanta, con todo el significado de la palabra "encantamiento". Tiene un ritmo estupendo y su sonido es armonioso y balanceado; a mi cuerpo le gusta. Y, como si fuera poco, a mi mente le gusta el contenido y mi alma se siente reflejada.

Miriam Tessore dijo...

Gracias José, ya me daré una vuelta para leerte.
Saludos!!!

Miriam Tessore dijo...

Vera...y cuando no quedan fuerzas para dar cuerda?

Miriam Tessore dijo...

También yo Maia.
Abrazos

arati dijo...

Ay, sí. Que grandísimo poema

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...