La mujer escribe y eso es lo que importa










26 de abril de 2013

Gastón Ribba, A mí la poesía mucho como que no...




Poema visual de Gary Barwin (visual-poetry.tumblr.com)



A mí la poesía mucho como que no porque para llorar están los descampados o el baño o las almohadas y para ponerse triste se inventaron los días nublados y las salas de espera y las de embarque y otros purgatorios y para la ira no hay como una buena riña y nada de eso que te voy a y te deseo que o te maldigo o te escupo estas líneas que eso es de los que gritan desde la vereda de enfrente y jamás se cruzan y si te cruzás corren


Digo que la poesía no tal vez sí qué se yo en un punto a lo mejor porque podrán condenarme por lírico pero jamás por cínico palabra que se usa como el orto pero me rima en este momento en que quiero decir escéptico que es como una epidemia obligatoria para concursar el cargo de aspirante a poeta o para escalar el escalafón como adjunto o adscripto o suplente o a cargo de cuatrimestrales tales como amores achicharrados en cuerpos tirando a crudos


Le rajo no lo niego y no se me caen los vaqueros no si qué porque el que se quema con un poeta ve una metáfora y bueno capaz que no llora o al menos lo hace sin agua que le refale como dice Larralde y se la agarra con el primero que le blanquee los ojos y lo manda a conversar con las baldosas o quién te dice a lo mejor no y el muy pero muy va y se encierra y escucha que la barba le crece y escribe y escribe sin puntos ni comas mientras le pasa la lengua a los blisters


Que le escapo a la poesía es un hecho ya lo admití y no lo voy a repetir porque está bien que uno se alce con el lazo pero tampoco es cuestión de andar ofreciéndole el pecho a cuanta cucarda de cagón se rife por ahí porque creo subrayo creo que sé galopear boleado y en esos cangrejales o guadales o cardales o tacurales no me meto ni curado con grapa porque es como un daño que les han hecho che si parece mentira gente grande que le guste sufrir tanto.


Pare la moto dirá el honorable que acá a la poética se la respeta o acaso no ve que vamos disfrazados de viudos con piel fluorescente de veraneos en playas subterráneas y llevamos tatuadas con vino malo las palabras más tristes de aquellas noches y corte lo que va a comer porque somos tan sensibles que nos hace llorar hasta la palabra estetoscopio sobre todo si adelante hay una o uno que está para hincarle el diente y con suerte ese día se bañó o se depiló y todo


Y yo no paro nada si total nadie me va a venir con repita y salga que si hay un correntino en este rebaño seguro que el único cuchillo que vio en su perra vida estaba escrito y manso como ternero mamón y me planto o acaso mi palabra no vale si digo que a mí los poemas como que no aunque debo reconocer que hay algunos que mama mía y ya querrían las balas de punta hueca o los venenos o los nudos corredizos doler así


Será que alguna que otra vez me escribieron y me dio como cosita eso de quedar ahí para siempre embretado en algo que pienso me parece medio como que ya no es uno o sea no es una foto ni un contrato y uno lo lee y lo relee y se le frunce el asterisco hasta que le queda como el de un piojo y diga que uno ya no es ése que está verseado pero lo recuerda con cierto cariño carajo como que es uno qué joder y si uno no se quiere más vale que pida la cuenta


Vamos a hacer como que no dije nada porque si se van a poner así me voy a ver obligado a ir por flores secas o caramelos media hora o copitas de anís o cualquier pelotudez que los ponga así como felices de esa forma medio rara de ustedes los poetas y que a mí medio como que no pero cada uno es dueño de hacer de su culo una trompeta y al fin y al cabo quién soy o quién me creo para andar predicando o prevaricando o presumiendo


A lo que iba es que les guste o no a mí la poesía más fa que fu desde aquella vez que para qué les voy a contar si total son cosas muy mías y a ustedes no les importa si me quemé o no si me refaló o no si jugué a las payanas con las muelas de otro o viceversa si me escuché crecer la barba si sé qué gusto tienen los envases de las pastillas si acá lo único que tiene que quedar bien clarito es que no la escribo ni la leo ni la trago porque a mí la poesía mucho como que no


y punto



Gastón Ribba 
(Villa María, Córdoba, Argentina, 1972)
para leer MÁS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...