La mujer escribe y eso es lo que importa










28 de febrero de 2014

Ana Rosshandler, Desaliento


Fotografía de Sonia Chabas



DESALIENTO

De acuerdo: ya no se forjan nuevos visionarios,
el exceso de amor no está de moda
ni la conversación con los sueños
y es ridículo hablar de sirenas,
de instantes tan inocuos como la brisa,
el paso de los días.
El poeta se ausenta del poema
toma café o el sol con los amigos,
se allega al mar y delgado desnuda la metáfora
entre las olas y las obligaciones del día siguiente. 
¿Escribir? El poeta prefiere la piscina;
sumerge su inocencia, paladea la tarde sin noticias.
Ahí, en la hamaca indolente del silencio,
sin mito, sin pasado, su poema yace suicidado.



Ana Carlota Rosshandler Fernández 
(La Paz, Baja California Sur, México)
para leer MÁS

2 comentarios:

bixen dijo...

Alguno piensa
que tiene amada
y no tiene nada.

¿Esto es tirarse a la piscina?

Miriam Tessore dijo...

Depende si se lo hiciste saber o no

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...