La mujer escribe y eso es lo que importa










27 de abril de 2015

Yolanda Soler Onís, 2 poemas 2


s/d del autor


LECCIÓN DE GEOGRAFÍA

Aquí la tierra tiembla
al margen de los sismógrafos,
se agita cada noche suavemente
como si un rayo
la navegara estremecido.

Las fechas
se han ido borrando,
así los ríos que recuerdo
y los que no.

Al atardecer
regresan domésticos los rebaños.
Los animales que conozco
andan en manada,
como perros por Valparaíso,
con ellos beben sal en las maretas
retoños de otros
imposibles.

Y trota aquella loba
de cola espléndida,
la que diera su nombre a lo poblado,
guardándote la sombra.
Gata hoy entre las mesas, heredera
del rayo, cleptómana
responsable
de que la propiedad privada exceda
el territorio de las sábanas: ese tiempo
que el aire sueña latido, silencio,
galápago…
¿Quién apagó este galope
relanzándolo?

(en De los ríos oscuros, 2010)


LEZIONE DI GEOGRAFIA

Qui la terra trema
incurante dei sismografi,
trema ogni notte dolcemente
come se un lampo
agitato la navigasse.

Le date
sono andate svanendo
come i fiumi, che io li ricordi
oppure no.

Di sera
le greggi ritornano a casa.
Gli animali che conosco
si muovono in branco,
come i cani per Valparaiso,
bevono assieme il sale dalle pozzanghere
progenie di altri
impossibili.

E trotta quella lupa
con la coda folta,
lei che ha dato nome agli abitanti,
proteggendoti l’ombra.
Felina oggi negli altipiani, erede
del lampo, cleptomane
                              responsabile
che la proprietà privata ecceda
il territorio delle lenzuola: questo tempo
in cui l’aria sogna battito, silenzio,
galapago…
Chi ha spento questo galoppo
rilanciandolo?




Obra de Anna y Elena Balbusso



EL AMOR

Traía en la mirada y la edad la apariencia
de un ángel caído.

Junto a tu nombre más antiguo, la huella
que solía dejar el circo
en la hierba y en la constancia de lo efímero.

“He venido para quedarme”, dijo
al despedirse.

(en Mudanzas, 2001)

L'AMORE

Aveva nello sguardo e nell’età l’aspetto
di un angelo caduto.

Insieme al tuo nome più antico, l’impronta
che era solito lasciare il circo
sull’erba e nel persistere dell’effimero.

“Sono venuto per restare”, disse
mentre andava via.




Yolanda Soler Onís (Comillas, España, 1964)
Traducción al italiano de Francesca Marcozzi
su WEB

2 comentarios:

Mirella S. dijo...

Me encantó esta poeta y la traducción al italiano es excelente.
Besos, Miriam.

Miriam Tessore dijo...

Gracias Mirella por tu comentario. Me satisface saber que la traducción es buena. Normalmente, salvo excepciones por conocimiento de algunos traductores, no sé de la calidad de las versiones en otro idioma.

Un abrazo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...