La mujer escribe y eso es lo que importa










18 de diciembre de 2016

Alejandro Schmidt, 7 poemas 7 (de En un puño oscuro)


Obra de Lita Cabellut




EN UN PUÑO OSCURO

sobre un desierto ardiente
así
quise vivir

hubo rosas en mi fin del mundo
y en un puño oscuro
la más bella luz

en la silla del odio me senté
en el rincón helado
con el completo corazón
quemado en sus asombros

una y otra vez
fueron a su estrella las palabras
llevaban
mi última fortuna

sin embargo
la ceniza del cielo perfumado
unía
mi corazón al fervor

como un puño que
guarda su alimento
en pobres bolsillos
en noches tormentosas

pude vivir
quise vivir.


Obra de Lita Cabellut




NO ES LO MISMO

no es lo mismo
tener cualquier piedra en el corazón
y que se note su ruido y su poder
que
a duras penas
levantarse de uno mismo
y seguir
y seguir.



Obra de Lita Cabellut



ALGO SALVA

tuve un sueño en donde
estaba toda mi vida
aparecía una piedra
y otra piedra, y otra piedra

también 
volaba un pajarito.





Obra de Lita Cabellut





CERTEZA

y de pronto pensé
soy yo
lo fui
lo seré siempre

hice las cosas de vivir

me llamaron
atendí

y no era cierto.





Obra de Lita Cabellut



EL QUE AMANECE

porque la noche debería ser
una cosa grande y mansa
y no un hombre golpeado entre paredes

porque tu luz
debería alcanzar

porque me arrodillé en vos
y sigo
pidiéndote, algo,
la más pobre hojita

porque siempre estamos solos
y apurados

la noche es pequeña y dura
como un puño.





Obra de Lita Cabellut




ES MÁS CIERTO ESO

fue necesario muchas veces
cerrar secretamente los puños
sonreír hacia otro
darle luz

es más cierto eso
que pedir música
o atravesar el fuego

más verdadero
que hablar de amor
de una noche fresca
saliendo de los labios
para siempre.




Obra de Lita Cabellut



A LOS VEINTE

en la temprana oscuridad
vi de pronto al amigo
apoyado al lado de la puerta
de su casa

yo iba en bici
no sé adónde
o al abrazo
al borde
               de este mundo

Jorge
¿en qué pensabas?
casi no levantaste la mano
al saludarme

vos
que no conocías la tristeza
ni escuchabas
la cascada - hoy cercana -
del tiempo

ni un ratito
me pude detener
iba apurado
corría
otra vez
a preguntar
por el corazón
que nos comimos
a los veinte.





Alejandro Schmidt 
(Villa María, Córdoba, Argentina, 1955) 
POETA/EDITOR/PERIODISTA CULTURAL/BLOGUERO
de En un puño oscuro, Ediciones Radamanto, 1998
su blog: ROMANTICISMO Y VERDAD
para leer más en: OCTAVO BOULEVARD

2 comentarios:

carlos perrotti dijo...

Otro verdadero poeta desconocido o tal vez sea mejor decir otro desconocido poeta verdadero.

Lo seguiré en su blog.

Miriam Tessore dijo...

Hola Carlos, Alejandro Schmidt tiene una vasta obra, trataré con constancia ir mostrándola.
Pero tiene más de doce blogs en los que cumple todos sus roles: poeta, difusor, gestor, crítico, editor, y así...
Ya verás.
Un abrazo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...