La mujer escribe y eso es lo que importa










28 de octubre de 2017

Elena Buixaderas, 4 poemas 4



Fotografía de Svala's Saga: Emma Powell & Kirsten Hoving



La firma dicen los ángeles
es el comienzo de una duda
interminable
(Kepa Murua)

Para qué la esperanza
Por quién el ruego
El sacrificio silencioso y sin nombre
de vientres hinchados y mudos
La vida es el comienzo
de una duda interminable
hasta que de ella
-con violencia o clemencia-
nos libran los ángeles
Habrá que creer que son sabios
aunque hay serias dudas sobre su existencia

(extraído de: CARLOS BE)






Fotografía de Azael Carrera



SOBRE LA INDEFENSIÓN

Primero fue un golpe en la sien
gotas de sangre en la alfombra
los lamentos en rosario de frases
la mirada arrepentida y las promesas
La mano acabó por transformar los golpes
en caricias sobre la piel dolorida
la boca soez se acercó a besar el lugar magullado
Después fue el puño al estómago y al labio
el alma y una costilla rotas
las visitas al hospital y las flores
los llantos y las justificaciones
Adiós al alcohol, al juego
empezar una nueva vida, claro
Esas promesas que mienten sólo con nacer
A la tercera todo se arregló
Un arma comprada en el mercado negro
fue el ángel que detuvo el brazo homicida
cargado con un cuchillo de acero
Tres balas salieron en su defensa
padre, hijo y espíritu santo
Trinidad mortífera en el pecho del hombre
En el suelo sangre y lágrimas de mujer

(extraído de: CARLOS BE)






Fotografía de Charlie Simokaitis





Nunca creyó
en los amores a primera vista
pero le miró a los ojos
(aquel primer día)
y se sintió en casa 

(extraído de: RADIO PRAHA)









Fotografía de Cheryle St. Onge





LA TRAGEDIA

En la plaza de Carlos
A las cinco de la tarde
El caballero pasa junto a un banco
en el que hay una víctima y un bellaco
¿Cuánto tiempo tarda en dejar el cochecito
y acercarse a salvar a la estudiante?
¿Y cómo se rescatan princesas en el siglo XXI?
Acercándose y llamando la atención del cobarde:
Perdone que le interrumpa pero secuestrar no está bien visto
Recogiendo el odio y las balas destinadas a otro cuerpo

En la plaza de Carlos
A las cinco de la tarde
Hay una huérfana en un cochecito (todavía no lo sabe)
Llora
Que alguien le explique que no existe el destino
Sólo las míseras casualidades.

-La oscura intimidad de la medusa, Celia Corral Cañas-, 
Premio Internacional de Poesía Jovellanos, Ediciones Nobel)





Elena Buixaderas
(Murcia, España, 1969)
Reside en Praga desde 1996
POETA/TRADUCTORA/DOCTORA EN FÍSICA/INVESTIGADORA
para leer más en: LAS JOYAS DE ARIADNA

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...